Quien Paga Sueldo, Exige Resultados

Estimado ciudadano, yo le pregunto: ¿Qué le podemos exigir al vicepresidente, o al presidente? Todo. Nosotros pagamos sus sueldos, y somos los que con nuestro trabajo, construimos la patria, por tanto, somos sus jefes.

 

Usted y yo, tenemos el poder de exigir que cumplan con su trabajo. Pero primero tenemos que definir cual es el trabajo de estos dos niveles estatales. De acuerdo a la Constitución Política del Estado, artículo 172, el presidente debe:

 

1.Mantener la unidad del Estado. 2. Cumplir y hacer cumplir las leyes. 3. Proponer y dirigir las políticas de gobierno y de estado. 4. Dirigir la administración pública y coordinar las acciones de los ministros. 5. Dirigir la política internacional, suscribir tratados internacionales, etc. 6. Solicitar convocatoria a sesión extraordinaria de la Asamblea Nacional. 7. Promulgar leyes sancionadas por la Asamblea Nacional. 8. Dictar Decretos Supremos y Resoluciones. 9. Administrar rentas estatales y decretar su inversión por medio del ministerio del ramo. 10. Presentar el plan de desarrollo económico y social a la AN 11. Presentar el proyecto de ley de presupuesto del estado dentro de las 30 sesiones iniciales. Presentar informe de gastos públicos. 12. Presentar informe anual sobre estado de la Adm Pública con memorias de ministerios. 13. Hacer cumplir las sentencias de los tribunales. 14. Decretar amnistía o indulto. 15. Nombrar Contralor, Presidente del BCB, y presidentes de instituciones estatales. 16. Preservar la seguridad y defensa del Estado. 17 y 18. Designar y destituir Comandantes del Ejército y la Policía. 19. Proponer ascensos en el Ejército y Policía. 20. Crear y habilitar puertos. 21. Designar representantes al Órgano Electoral.22. Designar ministros respetando equidad de género. 23. Designar Procurador del Estado. 24. Presentar proyectos de ley de urgencia económica. 25. Ejercer como Capitán General de las FFAA. 26. Declarar Estado de Excepción. 27. Ejercer como autoridad máxima del Servicio Boliviano de Reforma Agraria, y otorgar títulos ejecutoriales de distribución y redistribución de tierras. (Subrayado agregado)

 

El vicepresidente, según el art. 174, debe: 1. Asumir la presidencia en los casos establecidos por la CPE. 2. Coordinar relaciones entre AN, Órgano Ejecutivo, y Gobiernos Autónomos. 3. Participar en sesiones de Consejo de Ministros. 4. Coadyuvar al presidente en la dirección de la política general del Estado, y  5. Participar en diseño de Política Exterior y misiones diplomáticas.

 

El art. 173, que está entre estas dos atribuciones, se establece con meridiana claridad que: “El presidente podrá ausentarse de territorio boliviano en misión oficial, sin autorización de la AN HASTA un máximo de 10 días. (Mayúsculas agregadas).

 

Escribí todo esto con mucha candidez. Ya sabemos que la pareja que nos gobierna no cumple nada de la Constitución, a no ser que les convenga. Sin embargo, lo hice porque quiero preguntarle a usted ciudadano, si está de acuerdo con seguir pagando el sueldo de un presidente y un vicepresidente que han INCUMPLIDO SUS DEBERES.

 

En ninguna parte dice que el presidente debe jugar fútbol tres días a la semana, y mucho menos que esos diez días seguidos de viajes, deben tener lugar al menos una vez al mes. Aunque recuerdo que algunos meses, el presidente viajó 23 días al exterior, y nadie dijo nada.

 

Solo nosotros, los ciudadanos, hemos sentido la ausencia, y el incumplimiento de deberes de esta pareja presidencial. Nunca vimos un plan de gobierno hecho por el presidente y presentado a la Asamblea. Nunca vimos tampoco que alguien cuestionara que el presidente NO haya hecho informe personal sobre gastos públicos, ya que solo ha presentado memorias ministeriales, que también están dentro de sus tareas, pero NO lo eximen de presentar el informe de gastos. Tampoco ha nombrado Contralor mas que de manera interina, durante ocho años!

 

Lo peor es que el Palacio Vacío, digo, el Palacio Quemado, NO lo extraña. NO lo necesita al señor Presidente. Todos hacen lo que quieren. Nadie controla ni cuestiona a ningún ministro. Mucho menos el vicepresidente, que es quien incita al descontrol por conveniencia mutua.

 

Por eso vamos a marchar en sábado 18 de junio de 2016, todos los colectivos ciudadanos autoconvocados. Porque nosotros estamos indefensos. Nosotros, que les pagamos el sueldo, NO tenemos nada mas que promesas falsas, falsos títulos, y falsos hijos. Asi, así, ya NO podemos seguir pagando sus sueldos. ¿O que dice usted Ciudadano?.

Anuncios

¿La Voz del Pueblo o la Voz de Evo?

La Voz del Pueblo es de temer. Cuando se expresa, no halla barreras. Como en Octubre negro, cuando esa voz sacó a Gony del poder en Bolivia. En aquella oportunidad, como toda vez que ha habido violencia en Bolivia, Evo estaba en el extranjero.

 

Gony salió con un golpe suave digitado desde la izquierda internacional con Chavez y sus millones de petrodólares a la cabeza. También hubo europeos, argentinos, cubanos, e incluso chilenos socialistas que apoyaron ese golpe suave, y convirtieron las voces de octubre en “La Voz del Pueblo”. Y Evo fue el ungido con los votos del pueblo para convertirse en presidente. ¿Quién podría hacerle frente a alguien que representaba a esa voz primigenia? Estoy segura de que si hubiera sido Roberto De La Cruz, o aquellos de la guerra del agua de Cochabamba los que hubieran tenido el aval de Chávez, hubieran sido los afortunados presidente y vicepresidente durante los últimos diez años.

 

García Linera y Morales fueron los elegidos por la corriente internacional y fueron coronados como representantes de la Voz del Pueblo, la Voz de Dios. Pasan los años y la fuerza de esa voz, se convierte en @evoespueblo. Es decir, hoy la Voz del Pueblo, se ha convertido en la Voz de Evo. Evo se cree el pueblo y su voz, su alma, y su cuerpo. Por tanto, filosóficamente, Evo ES la voz del Pueblo, según se nombra a si mismo, o lo nombran sus amarrawatos, que es lo mismo.

 

El peligro que corremos con los populismos en todas partes del mundo, es que La Voz del Pueblo, se torna en la Voz del Ungido. Lo que el Ungido dice, es la ley. Entonces el ungido, tiene su propio  modo de castigar a quienes contradigan su Voz, y cada vez más seguido, le toca hacerlo. No puede permitir que se le falte al respeto. Entonces el Ungido reprime, gasifica, y manda a matar civilmente y hasta físicamente a las voces discordantes, muy especialmente a aquellos que estando dentro de su redil, osan salirse.

 

La obsecuencia de la Voz del Pueblo, que hoy en nuestro país, es Evo, es cada vez más inquisidora. Si no le gusta lo que digas, la inquisición te corta la cabeza. Incluso tienen su propia corte inquisidora, que es el Tribunal Superior de Justicia, con sus fiscales y jueces que son los inquisidores, que trabajan para nuestra Voz del Pueblo, digo, Voz del Evo.

 

Hace diez años, creímos hacerle caso a la Voz del Pueblo, la Voz de Dios al elegir un caudillo. ¡Y Evo se la creyó! Hoy, vivimos en la Inquisición del @evoespueblo, que está acabando con todas las voces que se opongan a su Voz. Y hasta están haciendo su propia Cumbre de Justicia, porque hallan que deben encontrar la forma de que la verdad, sea solamente la suya, y a quienes quieran mostrar la verdad un poco más completa, habrá que quitarles sus títulos, ponerlos en prisión, y acabar con sus familias, por haber osado ir contra la santa palabra de la inquisición de la Voz del Pueblo.

 

Les pregunto compatriotas: ¿Es Evo la Voz del Pueblo? ¿O mas bien la voz del Ego? Porque si una vez Evo fue el ungido, hoy, después de que el Pueblo les dijo NO a su re reelección, ha dejado de serlo.

 

Quieran o no quieran los mazistas, el nombre NO es ya @evoespueblo, sino @evoesego, porque lo único que lo mantiene en el poder es eso: SU EGO. Entonces, ya NO tenemos una Voz del Pueblo en el poder. Tenemos una Voz del Ego, que regula nuestras vidas, a pesar de nosotros mismos.

Poema de Luz II

13315803_10209502620543922_588851238838638610_n

 

Olas de frío recorren mi cuerpo

Viento que trae mi desventura en tu karma

Lluvia que moja convertida en lágrimas

Agua que moja mi cuerpo desde el Neptuno

 

Nada tengo que perder

Mucho no hay para ganar

Intento hacer que me veas

Pero me apago cada vez mas

 

Un frío 27 de mayo me pusiste entre rejas

Con mi niño de la calle a la prisión

Que festejo tan humillante

Me diste hoy

Sin verme pasas por mi lado

Sin sentirme me condenas

Tu eres el culpable de toda mi pena

 

Soy madre y NO festejo

Soy solo alguien que carga su discapacidad

Como quien carga su cruz con cadenas

Con espinas, con clavos, con dolor

No te extrañes si yo muero

Seguiré siendo invisible y pobre

Llena de necesidades, vacía de tu compasión

 

Pero mientras gano mi lugar en el cielo

A punta de sufrimiento

Tu ganas tu infierno a mano

Yendo en avión de primera

Bebiendo y disfrutando mi dolor

 

Nunca he sido importante para ti Evo.

Mi pequeñez es tu gran karma,

Tu pérdida, tu Waterloo

Soy Fátima, y desde este 27 de mayo

Soy, con tu madre, tu perdición,

Tu caída, tu gravísimo crimen,

Tu última y mas grave equivocación.

 

Por:  Jacqueline Patiño

Mayo 29, 2016

Bolivianización de la Moneda, Sofisma para Desdolarización

No es casualidad que el Ministro Luis Arce haya tenido que callar al Banco Central de Bolivia, que anunció la Bolivianización de todas las transacciones, para ponerlas todas en moneda nacional. Ese es el siguiente paso en la economía evista. Está claro que no es el momento, porque por las elecciones, eso restaría votos.

No me preocupa tanto que piensen hacerlo. Me preocupa más que lo nieguen. Porque negar que necesitan una medida así, es igual que negar que se necesita sincerar los precios de la gasolina. Es mentir. Negar que se tenía prevista la desdolarización, aunque lleve un nombre distinto, es intentar que no nos demos cuenta de sus verdaderas intenciones.

¿Cuál la intención detrás de la desdolarización? Apropiarse de nuestros ahorros. Si. Hasta ahora, el gobierno ha mermado toda iniciativa de ahorro y capitalización individual y familiar, a través del control de la tasa de interés bancario que nos pagan en los bancos. El gobierno ha bajado a casi cero esa tasa durante siete años. Suficiente para volvernos pobres a todos los ahorristas. En el año ocho, nos hizo el gran favor de darnos unas migajas a través de bonos que pagan más y que podemos comprar del BCB. Es decir, encontraron otra forma de acaparar nuestros ahorros para el estado, a través de lanzarnos el anzuelo de pagarnos un poco más de interés si le compramos al Banco Central. Muy sagaz el ministro Luis Arce.

Hoy, la desdolarización va a quitar el valor a todos nuestros ahorros, como ya pasó una vez con la UDP. ¿Se acuerdan? Es inolvidable esa nefasta página de nuestra historia. Hoy, se va a repetir en cualquier momento. La señal, a través de un error del Banco Central, está dada. ¿Cuántos de nosotros sobreviviremos esta vez, cuando le quiten el valor a todo lo que tenemos ahorrado en dólares?

Pocos. Solo aquellos que tienen información preferencial, es decir, los funcionarios de alto rango del gobierno del Movimiento al Socialismo, tendrán acceso a ese privilegio de poder cuidar sus ahorros familiares. Esto significa que el resto del pueblo, ha quedado en la indefensión económica. Nadie nos protege.

¿Qué puede pasar con un pueblo cada vez más pobre? ¿Qué siga votando por el verdugo de su economía, es decir por el Movimiento al Socialismo? No creo. Esta es la señal de alerta más clara que nos ha dado el gobierno en los últimos dos años. Recuerda, si tiene cola y maúlla, es gato. Si tiene cara de bolivianización, es desdolarización.

Nuestra Vida

Parece que estamos viviendo una película. No se si es de terror, o es cómica. Porque todo depende del ángulo en que lo veas. Desde el ángulo de la oposición, es una película de terror porque de pronto se ha desatado una batalla irrefrenable de insultos en todas partes, que vienen directamente sobre el que mejor opositor en las encuestas. Y a los otros tres opositores tampoco los deja tranquilos. Los llena de trampas y los destroza mediáticamente, todo lo que puede.

Visto desde el lado del gobierno, es una película cómica porque utiliza todos los medios que posee para ofrecer el cielo y las estrellas, y se ríe de la pobre avaricia de la gente que va detrás de promesas vacías como pez detrás de una carnada para ser pescado y almorzado en cualquier momento. Se nota una superioridad tal de publicidad y propaganda, que todo funcionario del gobierno se ríe a carcajadas del pobre pueblo al que están cebando.

Fuera de la película, tenemos que preguntarnos cómo estamos realmente. Cómo sentimos los principales aspectos del “vivir bien”, que nos han impuesto en estos nueve años. Solo si le damos una mirada sincera a nuestra propia situación, lograremos zafarnos de esta suerte de enajenación mental que produce escuchar el zumbido azul que nos rodea en todos los medios. Vamos entonces a ver nuestra real situación en la economía, la salud, la educación, el transporte, la industria, y el ahorro.

La economía, dicen que está muy bien. Pero cuando hablo con mi vecina, ella me cuenta que en su familia, han tenido que ofrecer en venta su casa para poner un pequeño negocio y sobrevivir, porque no encuentran trabajo formal. Uno de los hijos ha ido a trabajar al Chapare, pero tiene miedo de lo que le pueda pasar, y otro hijo ha dejado de estudiar porque no pueden pagar el costo de sus estudios. Las otras dos hijas están en la escuela todavía, y una de ellas está embarazada a los 16 años.

Su marido, hace dos años que no trabaja bien. Es contador. Los muchachos sentados al frente de la oficina de impuestos, cobran monedas y son mucha competencia. Ya no alcanza el dinero. La señora, ha sido despedida de Ecobol, empresa estatal que está en problemas desde hace tres años.

En cuanto a la salud, gracias a Dios no se enferman, porque ya no es como antes. Hoy, tienen que hacer cola desde las tres de la mañana para conseguir ficha. Y no hay Pro Salud como antes. Tampoco hay especialistas en todos los hospitales. Una consulta privada cuesta más del doble de lo que costaba antes, pero como no hay sueldo, mejor se mantienen sin enfermarse. Cuando se resfrían, van a la farmacia y preguntan al bioquímico de turno qué pueden tomar, para evitar ir al médico. Y eso tampoco es barato. Un jarabe mas unas pastillas y un antitusivo, sale cerca a Bs. 200, que para alguien que no trabaja, es mucho.

Como la industria nacional ya casi no existe, toda la ropa que compran es china. Plástico puro. Y para colmo, cara. Así que mucho de lo que compran es usado. Ropa bonita y estrenada. No alcanza para más. Los alimentos llegan casi todos del exterior. No hay ya esa fruta que antes traían de Los Yungas. Luego está el transporte. Todo un dolor de cabeza. Demasiados autos en las estrechas calles. Puro minibús. Pero mi vecina camina lo más que puede porque no puede pagar minibús para ir a todas partes. El pasaje es caro. ¿Y el ahorro? No hay. Como no pagan nada en el banco, ha ido al Banco Central a comprar unos bonos, pero son para gente que tiene harta plata. Tal vez al vender su casa pueda ahorrar en esos bonos.

Así las cosas, a mi vecina no le interesan las elecciones. Está muy ocupada tratando de sobrevivir. Vive peor que hace nueve años, pero la propaganda dice que hoy se vive bien. A ella no le parece. Hace cuatro años le robaron todo lo que tenía en su casa y hasta hoy, no ha podido recuperarse. No tiene tiempo de pensar, solo de actuar. Cada día es una penuria porque la casa no se vende rápido. Teme venderla barata y luego no poder encontrar un anticrético o un alquiler. El crédito que le han ofrecido a su comprador, hace siete meses que no se desembolsa. Le han dicho que es porque al banco, no le conviene prestar para vivienda.

Entonces, mi vecina escucha la propaganda y se desorienta. Porque no puede pedirle gas domiciliario a un enorme anuncio que le dice que todos los bolivianos somos felices porque tenemos gas 365 días del año. Pero ella sigue con su garrafa. Hay el ducto, pero no hay gas en el. Y así. Son muchas cosas que ella no tiene, pero que la propaganda dice que tiene.

La desolación. La desesperación diaria, no le permiten darse el lujo de creer en el famoso vivir bien. Me confiesa, con un suspiro de tristeza, que está indefensa. Que nada le va bien. Que no sabe cómo enfrentar cada día. Que espera que esto cambie. Pero no tiene fuerzas para luchar. Y solo Evo parece que tiene soluciones a sus problemas porque ofrece muchos millones que ella espera que le lleguen de alguna manera.

Después de escucharla, se me ocurre que su vida es una pesadilla, pero no se lo digo. No quiero preocuparla más. No quiero que su clásico síndrome de indefensión, provocado por un entorno demasiado agresivo, en el que le han quitado todo derecho a una respuesta positiva del padre gobierno, un sistema represivo que ella se da cuenta de que no puede vencer y un infierno de bloqueos y marchas diarias que convierten su vida en una eterna agonía. Todo esto la ha vuelto indefensa. Piensa que si no vota por el que provoca su indefensión, ni siquiera la promesa de algo mejor podrá tener.

En este mundo frío y sombrío, lo que se me ocurre es recordarle que está viva. Recordarle que ese es el mayor regalo, la mayor inversión, y la máxima fortuna que tiene, y no puede entregarse a la desesperación, solo porque alguien no hizo bien su trabajo estos nueve años.

Entonces la veo alzar su mirada hacia mí, y titubeante, me pregunta: ¿Usted cree que el gobierno salga de verdad, si ya tiene listo el fraude y con tanta propaganda? Le contesto que el gobierno solo tiene el poder porque nos robó nuestros votos en dos ocasiones. Le aseguro que Somos Muchos. Somos Buenos. Somos Bolivianos. Y esta vez, nos vamos a unir para sacarlos, así como los hemos puesto antes.

Me mira asombrada. No pensaba que yo podía tener esperanza alguna para ella. Entonces le digo que el dinero que ha entrado en Bolivia, es tanto, que cada boliviano hubiera tenido un pequeño capital de arranque, solo con los intereses que hubiera podido generar ese dinero en un banco en el extranjero. Sin hacer nada más que eso, hubiéramos podido tener todos, un pequeño capital.

Me pregunta si creo que debemos cambiar de gobierno. Le contesto que no solo debemos, sino que lo haremos, porque su historia no es única, ni la peor. Y eso, es a pesar de haber tenido tantos recursos. Por eso tenemos, y debemos, cambiar de gobierno. Porque no podemos vivir de lo que dicen los grandes carteles, o la televisión. Tenemos que sentir que nuestras vidas están bien. Y ahora no lo están.

Ella sonríe. Ella dice que no entiende cómo no se había dado cuenta antes de que su situación es así por las condiciones que ha creado un gobierno irresponsable. Dice que ahora hay que votar todos juntos por la oposición. Me pregunta por quien votaré. Le digo que votaré por el que mejor esté en las encuestas. Que ese es Samuel. Y que si le parece bien, podemos votar entre todos por el, ya que nos ofrece un gobierno más sensible, más sensato, que nos dará oportunidades de trabajo reales, y que nos sacará de la pobreza en la realidad, no en los carteles.

Es que es un trabajo de todos esto de ponernos de acuerdo. Los otros candidatos, que no pudieron o no quisieron unirse antes, ojalá se puedan unir ahora. Para que no entorpezcan el trabajo del pueblo, que va a votar unificadamente por el mejor candidato opositor.

¿Que tal una sopa de gallina criolla?

La unidad, nos va a sanar del Mal, digo, del Mas. ¿Unidos para qué, porqué, o con qué objetivo? Nada de lo que diga, va a tener valor frente al monstruo que nos desune. Es un monstruo grande y pisa fuerte, como dice la canción. Tiene mucha plata, tiene asesores cubanos expertos en desunir a los pobres, para mantenerlos pobres.

Por eso ya no me preocupo del monstruo. Ellos, los que conforman el monstruo, están enfermos de poder. Están Mal. Y el Mal no se sana sino con medicinas. Hoy, las medicinas son muy caras. No existe médico que pueda dar receta. No hay hospital donde podamos internar a nuestra democracia.

Por eso, humildemente me atrevo a sugerir una sopa, como hacía mi abuelita cuando la enfermedad no se iba con medicinas caras. Ella hacía hervir bien una gallina, de las que su comadre criaba en el campo. La cocinaba a fuego intenso primero, y cuando ponía la cebolla, la zanahoria y el nabo, bajaba el fuego a un nivel medio. Después de una horita, le ponía sal, un poco de arroz y unas papas tiernas. El resultado era sabroso, pero lo mejor de todo, era que te levantaba de la cama milagrosamente. Ella le ponía un ingrediente más: Rezaba un Padre Nuestro para tu salud antes de darte la sopita.

Nosotros haremos la sopa haciendo hervir el agua primero, para eliminar a los gérmenes cubanos que andan incrustados en nuestra agua. Luego pondremos las gallinas criollas, es decir, a todos nuestros políticos criollos que conforman la oposición, y los haremos cocer bien para que den lo mejor de ellos. Recuerden que las gallinas deben hervir más, tres veces más que las verduras. Si algún rebelde no quiere entrar al caldo, no será parte de la sanación.

Nosotros somos la cebolla, la zanahoria, el nabo, y toda verdura que queramos aumentar, así como el arroz y la papa tierna. La sal es nuestro cariño. Y el resultado es una sopita que todos debemos tomar para sanarnos del Mal, digo, del Mas.

Unos seremos los que pondremos al caldo la JUSTICIA YA!, es decir, nada de referéndum revocatorio para autoridades, magistrados, que han cometido delitos y no errores, así como pedir amnistía general e irrestricta para que vuelvan todos los exilados. Otros pondremos al caldo el respeto a los pueblos indígenas y las áreas protegidas. Otros pondremos la transparencia en cuentas fiscales y presupuestos nacionales, para utilizar bien este dinero que hoy se despilfarra. Y por último otros pondremos el cuidado de nuestros votos en las próximas elecciones y pediremos el cambio del TSE en pleno. La sal, es lo que determinará si la sopa es rica o no. Entonces, el cariño que le pongamos a este plato, lo hace más o menos apetecible.

Antes de comer esta rica sopita, rezaremos un Padre Nuestro para que Dios nos bendiga, porque sabemos que el Mal, solo va a salir con fuego a toda llama. Como ves, la sopa no es sopa si no contiene a todos los elementos, y son las gallinas las que ponen el ingrediente principal, y las más duras de cocer. Así que políticos, meterse a la olla con su pueblo, no es lo mejor, sino lo ÚNICO que pueden hacer hoy. ¿Lo harán? Es hora de saber si tienen el corazón rojo, amarillo y verde, y si se van a poner la camiseta de todos, o solo la de sus partidos políticos. No hay tiempo. Esto es para hoy, porque mañana, todos ustedes serán historia.

¿Quiénes Se Han Vuelto Ricos En Bolivia?

¿Cómo puede ser malo un pedazo de papel con tinta? Porque el dinero, básicamente, es un pedazo de papel nomás. ¿No será que los humanos que manejan dinero, hacemos bien o mal con nuestra plata? Creo que sí. Recuerda que un papel, puede servir para quemar una ciudad, o para escribir un poema. Depende del usuario del papel.

Entonces, ese dogma socialista de que el capital (un poco de papeles con tintas de colores, apilados por pertenencia), es malo…. me suena vacío. Sobre todo porque los seres humanos somos quienes le damos un valor de cambio a ese papel con tinta llamado dinero. Y al darle un valor, lo convertimos en poseedor de la llave a nuestros deseos y necesidades, y en un reflejo de nuestras propias vidas.

No vamos a descubrir el agua tibia cuando te contamos que tu dinero, al poseer la energía le das al darle un valor, adquiere tus mismas inclinaciones. ¿Te gusta tu familia y quieres tener hijos? Tu dinero también gustará de tu familia, y buscará reproducirse. Es lo normal. El dinero, como las familias, necesita reproducirse.

Los estudiosos, nos han dicho que el dinero tiene dos características inherentes a su circulación. Una es la tasa de interés, que le hace crecer y forma capitales, y otra característica es la inflación, que le quita su valor. Entre ambas, está el equilibrio financiero de cada familia, que se refleja, a veces sí, y a veces no, en el equilibrio financiero del país entero.

Me explico. Cien bolivianos, a una tasa pasiva de interés del 5%, como la que existía antes del gobierno socialista, debieron rendirte 5 Bs. por año. En estos 8 años, tu billete de 100, habría crecido así: Bs.105 el primer año, Bs. 110,12 el segundo año, Bs. 116,18 el tercer año, 121.98 y así, este octavo año, tendrías alrededor de Bs. 155.70 aproximadamente. Pero hoy, tus Bs. 100, solo han rendido Bs. 100,08 debido a que el gobierno, por conveniencia o por contubernio, se ha hecho el loco y ha permitido que los banqueros dejen de pagarte un interés del 5% y pasen a pagarte 0.1%. Han tardado ocho años en despojarte de tus ahorros.

Resultado: Tú perdiste todos tus ahorros, simplemente porque el gobierno odia el capitalismo y el que tú ahorres, significa que harás un capital, así que podrías competir con los únicos que tienen permiso de ser ricos: los socialistas que trabajan en cúpulas del gobierno. Por eso te volviste MAS pobre, sin notarlo siquiera. A tu dinero, lo castraron. No le dejaron reproducirse, y eso va contra natura, porque como dijimos, el dinero, igual que el común de las personas, necesita reproducirse para subsistir. Recuerda, el dinero no está vivo, pero tú sí, y tu dinero, refleja tu vida.

Por otro lado, te dijeron que no hay inflación. Pero antes comprabas cinco marraquetas por un boliviano, y hoy, solo compras dos. Si te fijas, eso ha pasado con todos los alimentos que consumes a diario, pero no ha pasado con alimentos como la alcachofa o el palmito, que no usas casi nunca. Ese dato es importante, porque el INE, para decirte cuál es la inflación, toma en cuenta los artículos que NO compras en tu canasta familiar. Te engañan. Nos engañan a todos, pues gastamos 400% más que el año 2006, en la misma cantidad de alimentos. Si sumas las inflaciones de cada uno de estos ocho años por ejemplo, no llegarás a percibir este nivel inflacionario debido al engaño que ha ocurrido. El que sabe cuánta inflación hay realmente, es tu sueldo.

Es decir que tu economía ha perdido el equilibrio, y está a punto de caerse. La única forma que tienes de mantener un nivel de vida aceptable, es vender tu casa, que es lo único que ha subido tanto que te podría mantener un año o dos. Pero si lo haces, tendrás que buscar un alquiler o anticrético, que han subido al menos cuatro veces más desde esos años neoliberales.

No se puede ir contra la naturaleza todo el tiempo. En China intentaron. Prohibieron tener más de un hijo, y hoy, existen miles de millones de chinos que viven fuera de la legalidad, porque nacieron por demás. También intentaron que el dinero de cada chino no se reprodujera y lograron indigencia. Entonces cambiaron, pero al ser socialistas, no tienen una buena relación con el dinero. El resultado es un capitalismo de estado salvaje, que acaba con la vida. Tanto así, que hoy los chinos tienen que poner una gran pantalla de televisión para poder ver el amanecer.

No quiero preocuparte. Quiero despertarte. Quiero que te des cuenta de que el poder del estado se ha multiplicado, porque han recibido unos increíbles US$120.000.000.000 (Ciento veinte mil millones de dólares), mientras tú has recibido un 0.1% anual para tus ahorros. Te han descapitalizado, y hoy, existe lo que se llama Nomenklatura, es decir, una elite que maneja nuestro dinero, como si fuera de ellos. Han recibido, gratis, un enorme capital en dólares.

Trabajo, Lucha, Victoria Total!

El año pasado hemos hablado del trabajo y de trabajar, porque tenía que quedar clara la diferencia entre los socialistas y nosotros, el pueblo trabajador. Los socialistas no trabajan, luchan. Ellos, como dijo García Linera, viven todo el tiempo en “el conflicto envolvente” que crea quimeras y que quita tiempo a quienes verdaderamente trabajamos, y que no es otra cosa que la creación de violencia callejera, violencia política y de toda clase, que ellos ven como su “lucha revolucionaria diaria”.

Hemos hablado de cómo el socialismo nos ha engañado con eso de que el trabajo produce “excedentes para que otro se haga rico” (plusvalía), pues hemos visto en la realidad que solo los que están en la cúpula del Movimiento al Socialismo, son los que realmente se vuelven ricos… sin trabajar.

O sea que si tu eras socialista y esperabas, como me dijo mi buen amigo Juan, que con el socialismo ya no tuvieras que trabajar tanto y que siguieras ganando plata, incluso más que aquellos que trabajamos verdaderamente, te han engañado. Porque si te das cuenta, los únicos trabajos que ahora cuentan, son los estatales que conforman el 70% de las fuentes laborales. Entonces, cuando trabajas para el estado, te obligan a quedarte horas extras extremas, te dicen que trabajes el doble porque tienes que hacer campaña y te obligan a ir a vivar al ilegitimo candidato a una rere elección de Ripley.

Entonces, los únicos beneficiarios de tu trabajo son tus jefes. Y los que disfrutan de la plusvalía que produces al trabajar, son los capitalistas del estado! Si. Son socialistas pero viven como capitalistas, con tu trabajo esclavo. Leíste bien. Trabajo esclavo. Porque mientras trabajas horas extraordinarias, vas a vivar a los jefes y te obligan a trabajar tantísimas horas, la plusvalís se sigue generando. Y solo beneficia a los socialistas de cúpula, que son dueños del ministerio del trabajo, así que no tienes a quien quejarte. El estado se ha convertido en tu dueño. Ya no es tu jefe. Es tu dueño.

Un dueño con varios rostros, llenos de amargura, que luchan y defienden su propia corrupción, sus delitos, y su buena vida. La Nueva Democracia ya los ha visto claramente. Ya los conocemos. No vamos a descubrir el agua tibia como ellos. No vamos a esclavizar a nadie como ellos. Somos Oposición carambas!

El trabajo es diferente para nosotros. Es eso que nos ordena, por tanto nos mantiene vivos. Y la plusvalía que se produce, debe pertenecerte a ti, en la medida de tu esfuerzo. Tenemos que construir un Ministerio del Trabajo con mayúsculas. Uno que nos proteja de la ambición de un capitalista cualquiera, pero sobre todo, que nos proteja de los capitalistas de estado que son muy ricos, más ricos que nadie, y que no quieren perder tu trabajo esclavo por nada del mundo.

Por eso, hoy, primer lunes de este año electoral, te invito a que te sumes a la Nueva Democracia (ND). Esta ND nos va a permitir ser parte de la toma de decisiones de los políticos, que nos oirán si o si. Hoy, no hay vuelta atrás. Político que no escuche al pueblo y sus necesidades con HONORABILIDAD, con sinceridad, pero sobre todo con un trabajo honesto, ya no contará en la historia en nuestro bello país.

Somos Muchos. Somos Buenos. Somos Bolivianos. Y no nos dejamos carambas! Este año electoral comenzamos con brío completo. Hoy nos toca trabajar para producir valor y vida, y nos toca también luchar, porque el dictador, tiene mucha plata y mucha fuerza pero nosotros nos tenemos los unos a los otros. Y esa riqueza es la más bendecida.

Te invito a unirte al trabajo y a la lucha, desde donde estés y en el área de tu experiencia y tu experticia. Eres líder en algo que sabes hacer bien. Utiliza ese tu liderazgo para el trabajo y para la lucha que comienza, y que culminará con laureles de victoria porque ganaremos ARRASANDO.

Ven. Ünete. El camino está abierto. Dios nos bendice y ganar no es una quimera, es una realidad vibrante, un tiempo gozoso de celebración. Nuestra victoria está sellada hoy, como regalo de los Reyes Magos. Celebra! Haz tu parte! Bienvenido a la Nueva Democracia, en acción.

Para Matar un Libre

samp0c19b358270f1184.jpgLibre para pensar, libre para actuar, libre para decidir. Para ser libre no necesitas permiso. No hay un rol de exámenes, ni un libreto que debas conocer. Eso es lo bueno de la libertad. Es dulce y creativa.

Un dictador no cree en la libertad. Y la amenaza por todas partes, con todos los medios a su alcance. Te dice, por ejemplo, que él es el único líder que puedes tener. Mentira. Como masista, tienes que abrir los ojos ante la muerte de tu libertad. Mira a tu alrededor y verás gente que repite todas las consignas imaginadas por las febriles mentes de Alvaro y sus compinches intelectuales.

Nuestro dictador es sui generis. Ya era dictador en ciernes cuando solo era un jovencito lleno de ganas de llegar al poder. En ese entonces ya los cocaleros tenían que cumplir con él, o caso contrario atenerse a las consecuencias. Hoy no es menos. Le gusta que le halaguen, entonces si no van a las concentraciones, multas y grandes castigos.

Pero como hoy tiene TODO el poder comprado o acaparado, piensa que tú, que elegiste darle tu voto, o tú, que elegiste trabajar para el estado, también elegiste no pensar, y regalarle tu libertad. ¿De veras le regalaste tu libertad?

No lo creo. En realidad, cuando te ofrecieron bonos y regalos de poca monta, pensaste que era todo un hombre bondadoso. No te imaginaste que solo te acostumbraría a pedirle limosna para que cuando te de migajas, le sonrías y le agradezcas como si él lo hubiera hecho con su propio dinero, y no con el tuyo, que viene de tus impuestos.

Es que en verdad, te contaron que te darían una repartición igualitaria de bienes. Pero hoy tu líder tiene tres veces más patrimonio, y las familias de Evo y de Alvaro son dueñas de muchas compañías, mientras que tu sueldo no te alcanza para comprar la misma comida que comprabas, ya no hace ocho años, sino sin ir más lejos… el año pasado.

Es que Evo dijo que entre pobres, nadie tiene nada que perder, y por eso lo apoyan. Te das cuenta? Te va a mantener pobre para que no tengas nada que perder! Pero no sabe que tu libertad, en realidad nunca estuvo en venta. Tù tienes un don preciado, que el dictador no puede comprar, ni manipular: tu Libertad. Así, con L mayúscula.

Eres libre para callar, y seguir desmejorando tu vida, y eres libre para decidir que ya basta. No puede ser que mientras a ti te cuesta tanto apoyar al proceso de cambio, ellos se den viajes de placer y ganen tanto dinero, solo por sacarse fotos y mostrar sonrisas para la televisión.

¿Quien trabaja en el gobierno? ¿Quién gobierna realmente? Piensa si Evo tiene tiempo, entre viaje y viaje, de definir cosas como en qué se va a gastar el dinero. Yo creo que no. Creo que llega a casa tan cansado de los viajes y la comida fina, que si alguien no le pasa a la cama los documentos que debe firmar en el día, ni siquiera eso haría. ¿Y qué cosas firma? Adivinaste! Ni siquiera lee lo que firma, porque confía ciegamente en sus ministros y en Alvaro.

Ahora bien, si te usan para que grites, para que hagas vivas en las interminables concentraciones proselitistas que hace cada día, tú eres quien debe ganar mucha plata. Si no estás ahí, el dictador no dicta nada. Exige tu verdadero lugar. Pide que se te aumente el sueldo, y verás cómo se te tilda de “traidor”. No exagero. Haz la prueba, o si prefieres, mira a tu alrededor y ve cómo se ha degradado tu trabajo.

Hoy, te cobran un diezmo por mantenerte trabajando. Eso quiere decir que les pagas para que te den un pequeño y miserable sueldo. Como explicarte! Las empresas privadas no cobran por mantenerte trabajando. El estado esclavista si. Y encima te dan grandes fiestas que corrompen tu alma. Así, medio borracho toda la semana, es más fácil NO PENSAR…

Que bueno que tu libertad, no se compra ni se vende, porque ha llegado la hora de que levantes el vuelo. Respira. Tómalo con calma. Para matar a un libre, solo se necesita degradarlo. Pero tú no te degradas. Tú eres libre. Y dentro de ti mismo, está la llama de la acción que te despierta y te hace actuar. Calladito. Sin titubear. Tú sabes lo que merece, aquel que intentó robarte lo más valioso que tienes: TU LIBERTAD.

Abriendo Posibilidades

Concuerdo con que las respuestas han sido insuficientes, tanto en la izquierda como en la derecha, pero no se están acabando las respuestas ni nuestra generación es culpable de esto. Más bien fueron nuestros padres (no todos, por suerte), que a través de la liberación sexual nos conviriteron en la primera generación de hijos con padres en su mayoría divorciados, alcohólicos o drogadictos, y en general también poco cuidadores de su prole. En fin, la generación con menos probabilidad de éxito de la historia sin guerras. Somos la generación de la década perdida. No lo olviden. Pero nunca nos hemos quejado y hemos trabajado duro. Eso es lo bueno de nosotros. Aunque muchos, lastimosamente, hayamos resultado atrapados en la vorágine de la ultra diversión que heredamos.

Sin embargo y a pesar de ir contra todo pronóstico, nuestra generación abrió oportunidades y las sigue abriendo de manera sostenida. Es nuestra generación la que consiguió abrir posibilidades infinitas de tecnología. Es la que abrió la posibilidad de no tener solo socialismo y capitalismo, ya que primero nos deshicimos del socialismo de la URSS y demás países detrás de la cortina de hierro, y luego nos deshicimos del implacable capitalismo, que hoy está cuestionado y que, hoy lo sabemos, tampoco habia tenido todas las respuestas.

Entonces, una vez más, le toca a nuestra generación abrir las posiblidades. Lo que pasa en el mundo con la primavera árabe, el invierno sudamericano del socialismo del siglo xxi, y el ocaso de todas las acciones violentas que intentan, por todos los medios, imponer los políticos decadentes del mundo (que son demasiados), es que la izquierda y la derecha han dejado detrás de ellas un oprobio demasiado grande y el mundo está listo para ver nacer una nueva posibilidad: Los Gobiernos Responsables.

Si. Son un nuevo tipo de gobierno, que por cierto ya son estudiados y amplificados mundialmente desde una base en México, que utilizan plataformas públicas diferentes para ponerse de acuerdo con sus pueblos. Si. La conversación ha cambiado en el mundo.

Ya no se habla tanto de cómo la izquierda debe radicalizarse, sino de cómo NO debe hacerlo. Ya no se habla tanto de cómo la derecha debe ocupar nuestros mercados sino de cómo NO debe hacerlo. Ya no se habla, en fin, de cómo las revoluciones deban ser sangrientas, sino de cómo NO deben serlo.

Esa es la labor de nuestra generación: Abrir las posibilidades para que, a través de Gobiernos Responsables, las familias en Bolivia, o en Sudán, o en Estados Unidos, puedan acceder a que sus hijos salgan del cruel círculo del vicio, la falta de trabajo, y la rienda suelta a los placeres humanos, a través de la autoregulación apoyada con fondos estatales, pero convertida en algo competitivo gracias a la inclusión de las iniciativas privadas que brindan apoyo de todas las formas necesarias para que los jóvenes consigan CUIDAR SUS VIDAS, y aprender a cuidar la vida en general, porque entienden que ese cuidado de todo lo que tiene vida es, en resumidas cuentas, más importante que cualquier dinero, o cualquier ideología.

Lograr que nuestros jóvenes puedan asumir responsablemente la nueva sociedad sin límites que tienen, y se impongan a sí mismos la noble tarea de cuidar la Vida en todas sus formas, es lo que nos tiene indignados, pero también, es lo que va a acabar con los violentos, aquellos que han gobernado ya por demasiado tiempo.

Las Cinco “Cs” y la gran “F”

Comida, carburantes, cocaína, contrabando y seguridad ciudadana son las cinco “Cs” identificadas por el presidente como las debilidades del gobierno masista. Es más, dijo que si no las resuelven, serían irresponsables. La ironía es que se ha olvidado de las dos “c” más importantes: Corrupción y Confiscación.

Veamos lo que han hecho hasta ahora para resolver estos problemas:

Comida: Se ha creado una red de distribución de semillas y se compra la producción por medio de Emapa, que vende a precio justo. Resultado: Los alimentos principales han subido así: en 2005 el pan 5 por 1 Bs. en 2012 el pan 2 por 1 Bs. Carne: de Bs. 12/Kg. a Bs. 27/kg. Leche: de Bs. 2 a Bs.5, etc, etc. Por temporadas, de a poco, de a mucho, por la situación interna o externa (excusas), la realidad es clara y los alimentos han subido hasta en 300% mientras el sueldo mínimo ha ido de Bs. 450 a Bs.1000 en mayo de este año, es decir, los pobres que viven del salario mínimo compran 200% menos alimentos. Están flacas las familias, especialmente las mujeres jóvenes con hijos pequeños, pues no hay nada barato para comprar. Esto sucedió en medio de un ingreso nacional que ha crecido y que hoy es 10 veces mayor que nunca en la historia. Fraude.

Carburantes: No se ha tomado ninguna decisión importante, no se sabe si por falta de ideas o por miedo al pueblo, que puso en su lugar al presidente al obligarlo a recular cuando subió los carburantes al doble el 26 de diciembre de 2010, volviendo al precio normal el 31 de diciembre del mismo año. Eso sí, se han internado más de 100.000 autos que utilizan más combustible, lo cual ha hecho que ahora no se venda gasolina en bidones, se suba el precio en fronteras y se va a instalar un chip para que cada auto compre solo lo que “debe” comprar, es decir, se va a instalar un “cupo” para la gasolina. Esto, en mi criterio, es fraude ante el pueblo, ya que no se ha tomado ninguna decisión eficiente y eficaz.

Cocaína: Se ha dado a los cocaleros un cato por familia y se les ha pedido que lo respeten. Resultado: La frontera cocalera se ha ampliado al doble en estos 7 años, y los herederos de los cocaleros ahora quieren su propio cato. Se encuentran cientos de fábricas de cocaína cada mes, pero no se apresa a nadie, en vez de eso, se apresa a los que denuncian o se les niega el salvoconducto para obtener su asilo político, como en el caso de Roger Pinto. Fraude.

Contrabando: Se ha conformado ADEMAF para el control de fronteras. Se ha normado la emisión de facturas y se cierran miles de negocios todos los días. Resultado: Los contrabandistas han aumentado en número grandemente y tienen su propia justicia, queman autos, balean a policías, las fronteras son tierra de nadie y se intercambian autos chutos por cocaína, negándose la entrada a medios de comunicación y policía. Esto es un fraude.

Seguridad Ciudadana: Se ha incrementado el presupuesto de la policía, militares y ministerio de gobierno al punto de que juntos llegan al 50% del presupuesto total del país. Resultado: Ha aumentado tanto la inseguridad, que hoy se escucha de más secuestros de jóvenes que nunca en la historia, la gente se mata en las calles por ajuste de cuentas o por extranjeros que roban a mano armada. Esto, también es un fraude.

Se ha olvidado el presidente de otras dos “C” que agobian al pueblo boliviano, como son la Corrupción y la Confiscación:

Corrupción: Se ha creado un ministerio de transparencia, que se dedica a recuperar dineros para el estado de manos de corruptos, y se han endurecido las leyes con la Ley Quiroga Santa Cruz y otras muchas disposiciones nuevas que penalizan duramente todo tipo de corrupción. Resultado: Por cada dólar recuperado para el estado existen millones de dólares que no tienen seguimiento, como por ejemplo en el rompimiento de contratos por carreteras, que nos cuesta a todos los bolivianos no solo por el perjuicio de no llegar a tener la vía, sino por las sumas astronómicas que se pagan a las empresas para terminar sus contratos. Esto, también es fraude.

Confiscación: Se han nacionalizado varias empresas, creando nuevas fuentes de empleo estatal, y ahora se pretende lanzar una ley para grabar la venta de dólares en casas de cambio y bancos, así como la ley de extinción de dominio a favor del estado que confiscará para el gobierno toda propiedad privada que haya sido obtenida por medios ilícitos. Resultado: Las nacionalizaciones todavía no han sido pagadas, y ese pago se hará con el dinero de los bolivianos. Se tienen varios juicios internacionales de los que no se ha informado y cuyo costo también es pagado por los bolivianos. Como se confisca todo, no hay inversión extranjera clara en ningún sector y no se han perforado pozos gasíferos, no se ha hecho exploración, no hay inversión suficiente en electricidad y todos los empresarios que se beneficiaron con pingues ganancias, así como los propietarios de bienes inmuebles cuyo valor ha subido hasta 300%, ahora serán también, confiscados. Esto va en contra de la Constitución Política del Estado que declara el respeto a la propiedad privada. Por eso esto, también es FRAUDE.

Por último, pero lo más importante, es el Fraude Electoral masista, al que ya nos tienen acostumbrados, que se ha denunciado mucho pero se ha hecho caso poco, y que ha tenido su mayor vergüenza en la elección y posesión de jueces rechazados por casi 4 millones de votantes en las elecciones judiciales por medio del Voto Nulo. Posesionarlos, fue el más grande FRAUDE democrático que hemos presenciado sorprendidos, todos los Buenos Bolivianos.

Por todo lo señalado, aparte de haberse olvidado de las dos “C” más importantes como son la corrupción y la confiscación que son los mayores males que nos infringe el gobierno a los bolivianos, también se ha soslayado astutamente que las “C” nombradas por el presidente son solamente los síntomas de la enfermedad, porque la enfermedad misma es una sola, la “F” del gran Fraude masista que impera dividiendo a Bolivia en pequeñas partes comprables, intercambiables, y reutilizables de acuerdo a conveniencia.

Lo bueno de que nos demos cuenta de que existe la enfermedad del Fraude, es que los del Mas, son cada vez menos. La gente ya tiene conciencia y se ha organizado para la resistencia ante esta embestida del poder central. Por eso el gobierno, en su temblor por miedo a caer, pretende ponernos la última camisa de fuerza: quitarnos el dinero y las propiedades para repartir nuestro trabajo entre masistas oportunistas. Robarle al pueblo no es digno. Por eso el pueblo, sin necesidad de líderes que nos digan qué debemos hacer, nos haremos respetar esta vez haciendo, como siempre, lo correcto. Decimos NO a la ley de impuesto al dólar, NO a la ley de extinción de dominio, y nos haremos escuchar, clarito, con dispensación de todo trámite.

Irresponsabilidad Vs. Mi Canasta

Las medidas económicas de la Administración Morales en Bolivia no son de conocimiento público, porque no existe la voluntad política para que sepamos todos a qué atenernos en nuestras canastas familiares. Las medias verdades como: “Mientras los demás sufrían nosotros hemos estado blindados”, no muestran la evolución del costo de lo que comemos todos los días, de lo que pagamos por alquileres, de lo que ahora cuesta construirse una vivienda (porque comprarla hecha es imposible, ha subido 5 veces su precio anterior).

 

Tampoco muestran estas medias verdades del gobierno, la verdadera dimensión de lo que pasa con las personas que no tienen trabajo. La mentada “Clase Media” a la que han pasado 1 millón de personas según la propaganda al estilo nazi del gobierno, está compuesta por gente que vive de los pequeños bonos, peguitas incipientes que deben dejar cada 3 meses, subempleos en fábricas de cocaína, cultivo de cocales, y contrabando. Esa nueva clase media, en vez de ser el sustento de la economía con sus impuestos, es todo lo contrario, es decir, succiona de los impuestos pagados por todos los demás.

 

Con un universo cada vez más chico de contribuyentes, trabajos cada vez peores, alquileres cada vez más altos, y viviendas impagables por simples mortales, el gobierno acelera una carretera que acaba con la vida de quienes nada le piden en pleno bosque y nos pide que votemos todos por los candidatos sospechosamente elegidos por gente que nada sabe de leyes dentro del parlamento, pero cuyo brazo levantado suma para obtener dos tercios para que la democracia nos dé un masazo.

 

Estos dos factores, la carretera y el masazo judicial, demuestran que lo poco que no hay de bueno en la economía nacional, no es visto con buenos ojos por SE Evo Morales y su administración. Por lo tanto quiebra leyes de nuevo, hace pinchar teléfonos, acusa sin fundamentos claros y pide que todos voten por candidatos idóneos que se encargarán de callar la boca de todo aquel “desnaturalizado” que quiera hablar su verdad. Tanto trabajo para alargar la agonía, es una nueva irresponsabilidad. Una nueva improvisación para tejer la red que nos atrapa como a moscas.

 

Esta red tejida con el voto de la gente, es más fuerte que el acero, igual que la red de las arañas. Sin embargo la telaraña no resiste el peso de mi canasta, que vacía como está hace un gran hueco en ella. Si estas improvisaciones, como el cambio de hora para ahorrar energía “por decreto”, o las constantes subidas de impuestos para pagar sueldos, o el encarcelar a toda la oposición visible para que “aprendan” a autocensurarse o callarse, tienen algún resultado… ¿cuál es?

 

MAS irresponsabilidad, MAS pobreza en el entorno de la gente. Con este resultado, ya no necesitamos esperar a que termine su segundo período, pues está demostrado que solo habrá más improvisación para encaramarse al poder como sea. No debemos seguir probando a ver si algo funciona. Cuando lo que tenemos en frente es votar para que más narcos sigan en la calle sembrando terror, o violencia callejera sembrada por el propio presidente, o pinchazos y persecución judicial, ¿porqué seguir esperando?

 

Ya no queremos que siga la prueba- error. Por tanto es hora de pedir adelanto de elecciones generales, pues cuando uno elige gente para que administre su dinero y estas personas elegidas se apropian de lo nuestro y encima nos quieren obligar a aceptarlo, estamos realmente en puertas del desastre.

 

Estamos a favor de la No Violencia, el trabajo digno, y las decisiones responsables. Estas cosas no están en la agenda de la Administración Morales. Como no saben qué hacer, les solicitamos su renuncia a un cargo que con suma urgencia necesita de un plan menos terrorífico que simplemente MAS violencia… y MAS improvisación.

Madre Cocani

Esta cocani trabaja duro. Todos los días está en el camino. Dos veces por semana se traslada desde los Yungas paceños, hasta la frontera en Yacuiba en el extremo sur. Sale de mañanita el martes, llega a La Paz y toma la flota de las 5 pm, junto con sus ocho taques (cargas) de coca. El camino, largo y tedioso, pasa por helados senderos y llega a Tarija al medio día del miércoles, para subir inmediatamente al próximo bus, que llegará a Yacuiba a las 8 de la noche, directamente al mercado de la coca, donde la esperan ansiosos sus compradores.

Vende sus ocho taques ganando Bs. 500 por taque. Es decir, cada viaje le significa una ganancia de Bs. 4000.  Sufrido dinero. El jueves en la mañana vuelve a salir de la terminal en Yacuiba, llevándose el dinero. Llega a las 4 a Tarija para tomar el bus a La Paz, y llegar el viernes al medio día. Para la noche del viernes, ya ha vuelto a Los Yungas. Vuelve a salir el sábado hacia Yacuiba, llegando el domingo en la noche para vender otra vez su coquita, su hoja sagrada, ganando otros Bs. 4.000. El lunes en la noche vuelve a estar un ratito en casa, y vuelve a la ruta. Tiene plata. Gana como Bs. 32.000 al mes. Más que el presidente, casi el doble.

Su vida, su día a día, está en peligro constante. Sus riñones están molidos, su marido está trabajando en Los Yungas en el cato de coca de su hermano, de sol a sol para que ella pueda vender la coca en Yacuiba. Ella tiene plata para comprar los ocho taques, y no tiene que contratar burros. Eso es bueno para ella. Un burro, es aquel que no tiene plata para comprar el taque, pero que tiene el permiso para transportar la coca desde Los Yungas hasta la frontera. El burro “alquila” su permiso y gana la mitad, es decir, nuestra cocani ganaría solo Bs. 2000 si utilizara un burro.

Corre el año 2008, la cocani de la que les cuento se llama Margarita (nombre ficticio), tiene tres hijos y el mayor tiene 15 años. Su hija de 14 y su pequeño de 9, se turnan para acompañarla. Está entrenando a la niña para que viaje solita cuando tenga 15. El hijo mayor se queda porque tiene que estudiar, lo mismo que el menorcito. Son hombres. La niña, no es tan importante que estudie. Esta era su realidad hace diez años, y hace tres también.

Margarita y su marido han hecho varias casas en estos últimos diez años. Una en Los Yungas, otra en Yacuiba, otra en El Alto, y tienen dos minibuses que hacen la ruta entre Los Yungas y La Paz. Además, tienen ahorritos, “para que las wawas vayan a la universidad”,  en esto las wawas son los hijos varones, porque Soledad, la niña, está destinada a seguir viajando.

Sus pesados días, sus interminables noches en el camino, valen la pena para ella. No hay ningún trabajo que la familia pudiera hacer que le brindara semejante rédito. Tal vez ser contrabandista, pero para eso hay que nacer, ser parte de otra comunidad.

Así las cosas, estaba Margarita estaba en viaje el año 2009 cuando sucedió el accidente. Margarita murió un día frío de invierno. A su marido le avisaron y llorando la recogió. Soledad estaba con ella y le ayudaron los demás cocanis que sobrevivieron. Hoy, 2011, Margarita estaría muy orgullosa de ella porque viaja solita a Yacuiba. Tiene su propio puesto de venta de coca. Su padre, Manuel, es quien ahora viaja para llevarle la coquita.

Cuando me encontré con él en la flota, Manuel estaba preocupado porque su hijo mayor, ahora de 18 años, se había escapado con su novia llevándose Bs. 2200. “Mi hijo se ha perdido”, me contaba preocupado.  “Los he criado como plantitas a mis hijos, y ahora se ha perdido el mayor. Es que su madre ya no está. Cómo le voy a confiar ahora, si se ha llevado plata sin decirme nada. Más bien le ha avisado a su tía en Los Yungas. Sólo ella sabía que le iba a ir a visitar. Ahora, cuando vuelva a Los Yungas, voy a ir donde su tía para ver si ha llegado”.

La vida continúa. El día a día es un constante viaje. Constante también es el peligro de vida, así como el futuro para sus hijos es de constante viaje también. Eso si es que no estudian, que no se sabe todavía si lo harán. Cómo le irá ahora a su hijo mayor, que está a punto de iniciar una familia al estilo aymara, pues parece que se ha robado a su novia. Margarita es un recuerdo, y un ejemplo para Soledad, que a los 16, es toda una mujer cocani.

POTOSI REHEN

EL RETORNO DE LA BRONCA

Potosí volvió a rebelarse contra el gobierno después de 20 años

Juan José Toro Montoya

“¿De dónde ha sacado el Evo que esto es político?, ¿acaso ustedes no están informando de esto?”. El reclamo es de doña Esperanza Gonzáles, una potosina de 67 años que cuida uno de los centenares de puntos de bloqueo instalados en esta ciudad. “¿De dónde ha sacado el Evo que esto es político?, ¿acaso ustedes no están informando de esto?”. El reclamo es de doña Esperanza Gonzáles, una potosina de 67 años que cuida uno de los centenares de puntos de bloqueo instalados en esta ciudad.
Doña Esperanza viste pollera y su sombrero de un azul desteñido no es suficiente para cubrir su blanca cabellera que cae hacia atrás dividida en dos trenzas. En su mano está un palo que blande amenazadora cuando algún vehículo intenta pasar por el bloqueo impuesto a la altura de la plaza La Unión.
La señora no es la única que cuida el lugar ni la más anciana. Otra, doña Blanca Iglesias, buscaba que algún periodista la entrevista para hacer escuchar su voz de protesta. “Hay que sacar en procesión al Señor de la Veracruz —dijo—. Él es milagroso. Contra él nadie puede. Ni el Evo”.
Las mujeres que cuidan los bloqueos y las que ingresaron en huelga de hambre —en la plaza La Unión se instaló una de las primeras carpas— son el fiel reflejo de un pueblo que se levantó cansado de una pobreza que dura siglos.
El movimiento que tiene lugar estos días en Potosí no está politizado porque no hay partido alguno por detrás. Más aún, sectores afines al MAS, como los cooperativistas, y hasta ex candidatos de ese partido, como el sindicalista Jorge Solares, están junto a los cívicos.
Lo que consiguió unir y levantar a los potosinos es la bronca de que sus recursos naturales sigan siendo explotados sin que la región perciba una razonable compensación por ello.
La rebelión de Potosí no está dirigida contra el Gobierno de Evo Morales sino que es una constante a lo largo de los últimos años. La última vez que se alzó en un movimiento como este fue en 1990, cuando el Gobierno de Jaime Paz Zamora adjudicó directamente la explotación del litio del Salar de Uyuni a la transnacional Lithco y Potosí paró durante nueve días. Hoy, 20 años después, todavía no sabe lo que pasará con el litio pero ya logró frenar el intento de crear una empresa centralista con sede en La Paz para manejar ese recurso.
Las provisiones de las amas de casa se acaban poco a poco pero ni siquiera eso quiebra su voluntad. “Para qué nos hemos sacrificado tantos días. Tenemos que ganar”, dicen las señoras que cuidan los bloqueos mientras blanden sus palos.
Y así, sin politización de por medio, transcurre una huelga que ya es la más larga de la historia pero, por lo que se ve, tiene todavía para varios días.

A %d blogueros les gusta esto: